Siguiendo con el desarrollo de las propuestas presentadas en las asambleas de marzo y diciembre pasados, se está poniendo en marcha un ambicioso proyecto para monitorizar 50 aulas de colegios en toda la geografía española. Un aula de un colegio por cada capital de provincia.

El proyecto ha tenido una gran acogida entre los socios y patrocinadores de PEP, ya que nos permitirá conocer el nivel de confort y la calidad del aire interior de los centros en los que trabajan los docentes y se desarrollan y forman nuestros hijos.

Gracias al convenio firmado el año pasado con la Universidad de Burgos y a su implicación en distintos proyecto Passivhaus, tendremos una beca, ocupada por Lucía García, arquitecta técnica realizando el seguimiento y análisis de datos.

Aunque nos está costando arrancar un poco más de lo deseado, ya tenemos el primer kit funcionando en Pamplona y esta misma semana se colocará otro en Valladolid.
¡Os mantendremos informados!